La terapia auditivo verbal, la mejor solución a la sordera infantil

Madrid, 15 de noviembre de 2018.La Organización Mundial de la Salud (OMS) cifra en 360 millones el número de personas con pérdida de audición discapacitante. Esto supone más de un 5% de toda la población mundial. En esa estadística hay que situar a los menores: 32 millones son niños, y la mayoría de ellos viven en países con pocos recursos. Con motivo del Día Universal del Niño, AG Bell International / Oír es Clave quiere llamar la atención sobre la situación de los menores sordos.

En España, el número de personas con discapacidad auditiva supera el millón. El 8% de la población sufre hipoacusia de cualquier grado, según la SEORL (Sociedad Española de Otorrinolaringología y Cirugía de Cuello). De los recién nacidos cada año, 5 de cada 1.000 presentan algún trastorno auditivo y uno de cada mil será sordo. El 40% de la población infantil con sordera severa y profunda es potencial candidata al uso del implante coclear. Las investigaciones muestran que los niños con sordera profunda con implantes cocleares bilaterales tienen mejor acceso al lenguaje en entornos ruidosos. En España lo llevan 6.000 niños y 9.000 adultos, y en determinados casos de sordera profunda es la única solución.

AG Bell ha mejorado la calidad de la atención a los niños con sordera y sus familias gracias a la terapia audioverbal. Esta metodología agrupa a 800 terapeutas certificados en 30 países del mundo. Estos profesionales tienen una formación especial en audición y desarrollo del lenguaje, tratan a cada paciente de manera individualizada, cuentan con la colaboración permanente de la familia y trabajan de manera global distintas habilidades del proceso de comunicación.

Carmen Abascal, directora de AG Bell International / Oír es Clave, así lo explica: “Es fundamental realizar undiagnóstico precoz de la pérdida auditiva en los recién nacidos y niños pequeños para obtener mejores resultados con el tratamiento audiológico y la

 

 

 

 

terapia auditivo-verbal. La última tecnología permite el máximo beneficio de la estimulación auditiva”.

En su Centro de Atención Temprana en Madrid, pionero en Europa para la atención integral a niños y niñas con cualquier tipo discapacidad auditiva de 0 a 6 años, un equipo de logopedas, audiólogos y psicólogos presta atención a las familias de manera integral. “Orientamos a los padres para que se conviertan en los principales facilitadores para que su hijo aprenda a escuchar y hablar -comenta Abascal-. La terapia auditivo-verbal fomenta el uso de los patrones naturales del desarrollo de la audición, el habla, el lenguaje, la cognición y la comunicación”. La terapia audioverbal apuesta por la normalización y excluye la diferenciación. “Promover la educación en colegios ordinarios con compañeros oyentes equilibra las posibilidades de integración”, dice la directora de AG Bell International / Oír es Clave.

Colabora

Centro de atención temprana especializado en sordera e hipoacusia

Colabora

 

Oír Es Clave